PATIOS DE LAS ESCUELAS INFANTILES Y SU SEGURIDAD

INTERSINDICAL Servicios Públicos denuncia que los patios de las Escuelas Infantiles dependientes de la Consejería de Educación y Cultura están cubiertos de grava, un material nada adecuado para la seguridad de los y las menores.

Este sindicato considera que es urgente que se elimine la grava de los patios de las Escuelas Infantiles y se sustituya por un material adecuado que prevenga accidentes entre los menores.

Las principales causas de lesiones en niñas y niños menores de tres años son las caídas, las intoxicaciones, los atragantamientos y las quemaduras. Además, debemos tener en cuenta que, según la OMS, las lesiones son una de las principales causas de la muerte infantil en todo el mundo, y en España, la principal causa de mortalidad en niños de uno a cuatro años es por una causa externa o lesión.

En estas edades el interés de los niños y niñas por explorar es enorme y utilizan todos sus sentidos para ello. Es la edad de llevarse todo a la boca, por lo que los espacios donde se desenvuelven deben contar las medidas de seguridad adecuadas a su edad.

El patio en las escuelas infantiles debe ser un lugar donde se realice la exploración con el entorno, donde los más pequeños se encuentren con espacios al aire libre para desarrollar una actividad no dirigida, que posibilite la relación con los demás y con diferentes materiales.

Para que todo esto sea posible, los patios deben contar con diferentes espacios en los que se encuentren distintas posibilidades de acción por parte de los y las menores, pero al mismo tiempo deben ser seguros, con materiales adecuados y que prevengan posibles accidentes.

La Guía para proyectar y construir escuelas infantiles de la Federación Española de Municipios y Provincias, en su apartado sobre pavimentos exteriores aclara: “Los pavimentos blandos deben tener un buen drenaje para que no se formen charcos o barro cuando llueve y se sequen rápidamente. Se recomiendan: la arena compactada, el césped artificial adecuado para escuelas infantiles, la arena fina (en arenero con dimensiones controladas, sistema de cubrición, drenaje y de fácil limpieza y reposición). Debería, también, haber zonas amplias ajardinadas con árboles (de fácil mantenimiento y poca demanda de agua).”

En ninguna parte encontramos que se recomiende la grava como pavimento en los patios de educación infantil, sino más bien al contrario ya que este material es especialmente peligroso para niños y niñas de estas edades, que les pueden ocasionar atragantamientos que pueden ser muy graves.

Así, desde Intersindical consideramos que es urgente que se elimine la grava de los patios de las Escuela Infantiles y se sustituya por un material adecuado que prevenga accidentes entre los menores.

Es una falta de responsabilidad de la Administración Educativa ofertar un servicio sin las condiciones adecuadas de seguridad. Esta situación genera un gran estrés al personal de estos centros, puesto que durante el tiempo que las y los menores se encuentran en estos espacios tienen que estar más pendientes de las piedras del patio que de favorecer la actividad lúdica de los niños y niñas.