Plan de pensiones

En mayo de 2006 la Consejería informó al personal empleado público dependiente de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, de su incorporación y su contribución personal al Plan de Pensiones.

Como sabéis, aunque se le considera salario a la aportación que se hace, no hay otra forma de cobrarlo. O ese dinero va al plan de pensiones o se pierde. Participar en el Plan de Pensiones es voluntario, tanto como cobrar el sueldo a fin de mes. Claro, que se puede renunciar a cobrarlo, como van diciendo por ahí, en un despliegue de prepotencia y vanidad, algunos de quienes defienden el Plan. A éstos les decimos: no sólo no vamos a renunciar a nuestro salario sino que además intentaremos que los tribunales nos restituyan el derecho de hacer lo que
queramos con nuestro salario.

Para ello desde los servicios jurídicos de STERM-La Intersindical se elaboró un modelo de reclamación con dos objetivos. El primero, y más importante, hacer patente nuestra oposición al Plan de Pensiones. El segundo, abrir una vía de recurso contra él.

Con este sistema de promoción de planes de pensiones privados, tanto el Gobierno Central como el Gobierno Regional ponen en entredicho la capacidad del Sistema Público de Pensiones para satisfacer plenamente nuestras jubilaciones, cuando lo cierto es que año tras año la Seguridad Social cierra con superávit. Al mismo tiempo se fomenta el negocio privado de las pensiones, ofreciendo a las compañías de seguros y a los bancos cientos de miles de clientes fijos. Por cierto, clientes a la fuerza, porque nadie nos ha preguntado si queremos invertir una parte, aunque sea mínima, de nuestro salario en el dichoso plan de pensiones.

¿Entonces, a quiénes benefician estos Planes de Pensiones?

Desde luego a los accionistas de las entidades depositarias y de los grupos aseguradores que los gestionan que, en este caso, se llevaran el nada despreciable porcentaje del 2,5% de los 6 millones de euros anuales de las aportaciones del personal empleado público de la Administración Regional.
Saquemos nuestras propias cuentas y conclusiones y decidamos si merece la pena presentar esta reclamación. La gestión de nuestros salarios debe ser personal e intransferible:

¡Nuestro sueldo a nuestra nómina!

Documentos relacionados

Folleto explicativo del plan de pensiones
(Documento pdf, 31 Kb)

Modelo de reclamación al plan de pensiones
(Documento pdf, 25 Kb)

Categorías Plan de pensiones