encierros

GRACIAS POR LOS ENCIERROS

Anoche, después de seis años, la comunidad educativa de la región llevó a cabo encierros de nuevo para defender la Educación Pública.

Más de medio centenar de centros se encerraron como medida de protesta contra la nueva orden que ampliará la concertación de las enseñanzas post-obligatorias. La noche transcurrió tranquilamente,  talleres de pancartas, con cenas reivindicativas y asambleas-debate donde destacaron la función inclusiva e igualadora de la Escuela Pública a pesar de la falta de inversión en estos centros y la mejor formación y cualificación del profesorado, que ha superado unas pruebas que no han pasado los docentes de la privada. Mientras los pagos a la concertada se hacen puntualmente, los centros públicos reciben los suyos repartidos a lo largo del año, y tarde. Todos los presentes se mostraron de acuerdo en que la Enseñanza Pública, pilar de la educación, tiene que ser universal, garantizar plazas para todo el alumnado y fomentar la educación en valores, principios y el espíritu crítico para luchar contra las injusticias.

Los conciertos educativos aparecieron en el año 1985 como medida temporal y, más de 30 años después, no sólo no han desaparecido, sino que nos hemos convertido en uno de los países europeos con más centros privados concertados. Nos estamos acostumbrando a vivir en una situación en que los gestores del dinero público dedican gran parte del presupuesto de educación, muy por debajo de la media de los países europeos, a invertirlo en empresas privadas, primando los intereses particulares en lugar de mejorar la escuela pública dotándola de medios y materiales dignos. “Día tras día vemos cómo pagamos impuestos de primera pero tenemos unos servicios públicos de segunda que no se cuidan. Ha costado mucho conseguir este sistema de educación pública como para echarlo a perder de un plumazo”, se escuchaba anoche entre los asistentes. Otro decía: “La concertada es como comprarte un piso, hipotecarte, y luego irte a vivir a otro de alquiler”.

Ahora mismo las protestas son por la orden de conciertos, pero la situación de la pública es endémica. Las personas encerradas anoche reclamaron que se vuelva a poner en valor la escuela pública, luchando por mantener su calidad. Para ello, se realizará un paro el próximo martes de 11h a 16h y una manifestación en Murcia y el miércoles con concentraciones en los centros escolares al acabar la jornada lectiva.

Ha llegado el momento de abrir un debate sobre las necesidades de la pública con los docentes de la pública.

Tags:
,


Default

Default